CUANDO JESUCRISTO SEA EL SEÑOR DE TU VIDA, TU SERÁS EL SEÑOR DE TUS PROBLEMAS

 

“¿Quién me libertará de esta vida dominada por el pecado y la muerte? ¡Gracias a Dios! La respuesta está en Jesucristo nuestro Señor.” Romanos 7:24b-25a (NTV)

Este es el testimonio de un cristiano chino: “Caminando por el camino de la vida, caí en un gran foso. El foso estaba lleno de depresión, desanimo, y pecado. Mientras estaba atrapado en ese foso, Mahoma llegó y dijo: ‘Es por tu culpa que estás en el foso. Ofendiste a Alá, y este es tu justo castigo’

Entonces Marx se acercó y dijo, ‘Tu estas en ese foso por causa de la guerra de clases. Debes rebelarte’. Pero después de que el gobierno cambió, seguía en ese mismo foso. 

Entonces Buda se acercó y dijo, ‘En realidad no estás en el foso, solo crees que estás ahí. Todo está en la mente. Ten paz’. 

Entonces Confucio paso por ahí y dijo, ‘Aquí tienes los 10 pasos para la superación personal mediante los cuales puedes salir del foso. Si luchas, eventualmente podrás salir’. Pero por mucho que luche y me esforcé, no pude salir del foso, porque era muy profundo”.

“Entonces un día Jesucristo llegó y me vio atrapado y sufriendo en ese terrible foso. Sin decir palabra alguna, se quitó su túnica blanca y se metió al hediondo fango del foso donde yo estaba. Me levantó en sus fuertes brazos y me sacó del foso. Gracias a Dios porque Jesús hizo por mí, lo que yo no podía hacer por mí mismo”.

Jesús hace por ti, lo que tú no puedes hacer ti mismo.

Si quieres tener libertad y sanidad en tu vida, tienes que creer que Jesucristo puede cambiarte. Romanos 7:24-25 dice, “¿Quién me libertará de esta vida dominada por el pecado y la muerte? ¡Gracias a Dios! La respuesta está en Jesucristo nuestro Señor.” (NTV).

La respuesta a tu problemas es una persona. Entonces; ¿quién será el Señor de tu vida? ¿Quién va a recibir los tiros por ti? ¿Tu o Jesucristo? Cuando Él sea el Señor de tu vida, tú seras el Señor de tus problemas.

Jesucristo tiene el poder que tu no tienes, y Él te ayudará a salir adelante.

Reflexiona sobre esto:

  • ¿Qué significa para Dios ser el Señor de tu vida?
  • Jesús hizo por ti lo que tu no podías hacer por ti mismo. ¿Qué necesitas entregarle hoy, que es demasiado grande para que lo manejes por ti mismo?
  • ¿Cómo puedes mostrarle al Señor que crees que Él puede cambiarte?
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s