¿ESTAS VIVIENDO EN LA VOLUNTAD DE DIOS?

 
 

“Dios … los ha invitado a que tengan comunión con su Hijo, Jesucristo nuestro Señor.” 1 Corintios 1:9 (NTV)

Dios no está jugando contigo. Él quiere que conozcas Su voluntad, Su propósito y Su plan para tu vida.

Y tu puedes estar diciendo: “Quiero que Dios me guíe, pero todavía estoy confundido. No sé qué hacer.” A menudo, el problema es que estamos buscando lo equivocado en el lugar erróneo. Necesitas saber muy claramente lo que estás buscando, antes de que puedas dedicarte a buscarlo y encontrarlo.

Entonces, primero; ¿qué es la voluntad de Dios?; 

La voluntad de Dios no es un sentimiento.

Algunos de ustedes están buscando un sentimiento o una señal sobrenatural. Quieren que Dios sea el titiritero de su corazón, para que así, entiendan exactamente lo qué deben de hacer.

El problema con los sentimientos, es que no son confiables, para nada; muy a menudo te guiarán por el camino equivocado. Los sentimientos pueden provenir de la fatiga, de las hormonas, o de impresiones que recién has experimentado. 

Jeremías 17:9 Nada hay tan engañoso como el corazón.” Incluso tu corazón te hace bromas, y muy pesadas. Hasta el diablo puede crear en ti un sentimiento. Si yo hubiera escuchado a mis sentimientos, no estaría en donde me encuentro hoy. 

No busques un sentimiento, cuando estés tratando de conocer el plan de Dios para tu vida.

La voluntad de Dios no es una fórmula.

En nuestra cultura, queremos que todo sea fácil. Queremos que las cosas sigan una fórmula sencilla para que el cambio en nuestras vidas sea instantáneo. Nosotros queremos una guía específica para seguirla paso a paso.

Pero hay un problema con este enfoque: No hay espacio para cometer errores. Si la voluntad de Dios se diera como una receta, ¿qué sucedería si te olvidas de un ingrediente? Si dejas de poner el Royal que indica la receta, lograrás la diferencia entre un pastel de cumpleaños y una crepa. ¿Qué pasa si tienes “52 Pasos para conocer la Voluntad de Dios”, y ¿te saltas el número 37?

La voluntad de Dios no es un sistema estático y cerrado. 

¡Es dinámico! No siempre es cuestión de elegir A o B. De hecho, muchas veces puedes moverte de la A hasta la Z, y cualquiera opción estará bien. Es tu elección. ¿Por qué Dios te daría un cerebro y no esperar que lo uses?  Él te deja que tomes tus propias decisiones, y Él te da segundas oportunidades. Si la voluntad de Dios no es un sentimiento o una fórmula, entonces ¿qué es?

La voluntad de Dios es una relación

La Biblia dice en 1 Corintios 1:9 Dios … los ha invitado a que tengan comunión con su Hijo, Jesucristo nuestro Señor.”

Hay muy pocos versículos en la Biblia que nos hablan acerca de la manera de conocer la voluntad de Dios. Pero sí hay miles de versículos que hablan de cómo desarrollar una relación amorosa y personal con Jesucristo. ¿Por qué? Porque la voluntad de Dios es una relación, personal, íntima y constante.

Cuanto mejor conozcas a Dios, menor confusión tendrás sobre cuál es Su voluntad para tu vida. Al conocer a tu Señor, todo lo demás queda en segundo lugar.

Reflexiona sobre esto:

  • ¿Qué crees que quiere Dios que hagas si tienes un sentimiento que te imaginas que te está diciendo algo acerca de la voluntad de Dios?
  • ¿Por qué crees que Dios nos permite que tomemos decisiones e incluso que cometamos errores cuando estamos buscando su voluntad?
  • ¿Cómo puedes llegar a conocer mejor a Dios?
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s